Panaderofobia

24 Feb

De lupas y catalejos

nQmNk5TM9Como casi todos los cubanos, tengo un vecino musical que me impone sus gustos en la materia. Pero él no es el inspirador de este post, porque si bien nos castiga los fines de semana y en sus múltiples celebraciones, hasta ahora no se le conoce por madrugador y jamás enciende sus bocinas ante de las diez.

Quiero hablar de los panaderos y mi tormentosa relación con ellos.

¿Quién no ha visto los cielos abiertos cuando no compró pan el día anterior, la mañana lo sorprende carente de ese especial recurso para desayunar, y oye el grito de “panadeeeeeeroooooo”?

Yo no tiraré la primera piedra, soy fan del pan suave (que algunos han bautizado como “desmayado” por su evidente flojera – desmadejamiento- languidez); y si bien hay que pagar un poco más que en la panadería, bien lo vale si una se ahorra la caminata.

Pero, los panaderos de…

Ver la entrada original 317 palabras más

Anuncios

Estás invitado a comentar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: